lunes, 3 de marzo de 2008

Sweeney Tood. ¿Mito o Realidad?


Tal y como les mencione, aquí estoy de vuelta con el tema de Sweeney Todd.

Y esto se debe a que, ayer por la noche, mientras escribía la reseña de la pelìcula; me encontre con una información muy interesante entorno a este personaje. En la cual, surge la siguiente pregunta:

¿Existió realmente Sweeney Todd, el barbero de Fleet Street que degollaba a sus clientes y los enviaba al sótano por una trampilla para que luego su compinche, la viuda Lovett, los sirviera en su tienda en la forma de pasteles de carne?

Pues, bien he aquì lo que encontre:

Según lo que encontré en Wikipedia; El personaje de Sweeney Todd está basada en hechos reales, aunque hoy día no se ha encontrado ninguna prueba fidedigna de esto.

Una de las primeras noticias inglesas que hablaban de Sweeney Todd, fue su aparición en una publicación llamada "The People's Periodical", en el número 7, del 21 de noviembre de 1846. El cuento en el que aparece este personaje; se titula "The String of Pearls: A Romance," el cual, se especula que fue escrito por Thomas Prest, quien creó otros villanos espantosos en diferentes relatos.

Prest, solía basar sus cuentos de terror en sucesos del mundo actual, buscando inspiración en artículos sobre crimenes aparecidos en The Times.

Un reciente libro da por seguro que no sólo que el personaje vivió, sino que son reales la mayor parte de los elementos de la leyenda.

El periodista Peter Haining, que entró en contacto con la historia al trabajar en Fleet Street, sede durante un siglo de la mayoría de los periódicos ingleses, es el principal postulante de la veracidad de esta historia. Así lo explica en “Sweeney Todd: The Real Story Of The Demon Baber Of Fleet Street”:

Según Haining, Todd nació en 1756 en Brick Lane, en el este de Londres. Inmerso en un hogar de pobreza, alcoholismo y violencia doméstica, el muchacho fue encaminado a los pequeños hurtos.

Por uno de ellos fue encerrado en 1770 en la prisión de Newgate, donde se ocupó como asistente del barbero de la cárcel, de forma que cuando salió, (cinco años después), tuvo un oficio al que dedicarse. Tenía 19 años y a partir de ahí comenzó a ganar dinero.

Hacia 1780 pudo abrir un negocio propio cerca de Hyde Park Corner, donde crónicas de la época hablan de la primera víctima de un barbero asesino. Poco después se instaló definitivamente en Fleet Street, donde perfecció su sistema de ejecución, con una silla que se abatía hacia atrás para descargar el cuerpo del malogrado cliente por una trampilla.

El libro hace aún más macabro el asunto, al indicar que en esa época los barberos, como especialistas en el manejo de la navaja, hacían también de cirujanos y llevaban a cabo pequeñas operaciones.

Todd habría expueso en la ventana de su establecimiento jarras con sangre coagulada y dientes maltrechos, con el fin de publicitar su ocupación también como sacamuelas.Todd entró en contacto con la viuda Lovett y no se sabe cómo ésta acabó implicada en la manera de deshacerse de los cadáveres. La colaboración no daría abasto con la rápida desaparición de los cuerpos, con lo que el olor a carne podrida finalmente se hizo sospechosa.

Para observarle mejor, el magistrado Richard Blunt dejó que Todd le afeitara en varias ocasiones, pero siempre acompañado de otra persona. En 1801, Blunt ordenó la detención de la pareja, encontrando en el registro huesos, ropas y relojes de oro de los muertos. Lovett confesó, pero antes del juicio se suicidó tomando veneno.

Todd fue condenado por sus crímenes; y fue ahorcado en Tyburn en enero de 1802, frente a una gran multitud. Murío a los 46 años, y su cuerpo fue entregado para disecciones al Royal College of Surgeons. Hasta aquí el libro de Haining.

La Warner Bros explica en la documentación de su filme que “aunque hay algunos que aseguran que Sweeney Todd realmente existió, está más extensamente aceptado que fue una creación de ficción”.


Yo en lo personal no soy habido a creer este tipo de cosas; y la verdad, me trae sin cuidado si la documentación respecto al personaje es verdadera o falsa.

Como les digo, quise comentar esta nota como un complemento a la reseña del filme; pues la informaciòn entorno a esta me a parecido sumamente interesante. De todos modos, sea verdad o no; me llama mucho la atenciòn el hecho de como los personajes del folklore Ingles, siempre dejan meya en la creencia popular (Sweeney Tood, Jack "the Ripper" y William John, por citar ejemplos) y le dan a Hollywood una buena excusa para hacer una película.


¡Saludos!
Sendoshi Kurumada

No hay comentarios.: