domingo, 21 de abril de 2013

Mujeres y porno: 10 datos que probablemente no sabías sobre esta relación


Después de unos complicados días  de finales. Vuelvo hoy con un articulo de esos que uno tiene la oportunidad de encontrar en Internet, en este caso dicho articulo lo proporcionó el amigo Ramirez, R "Spiral". Y el tema es un tanto tabú, pero una realidad. La pregunta es: ¿Las Mujeres ven porno?. Es una realidad que la mayor parte de los hombres han visto, o verán pornografía; pues la curiosidad o morbo que genera hace que parte de la mente del hombre lo busque; la curiosidad y el libido son elementos humanos sanos y reales. 

Esta curiosidad dicen los expertos debe ser satisfecha, sino hay un problema. Pero eso pues se los dejo a los sexolgos ó psicólogos quen tienen pertinencia en ese campo. Pero vamos al tema, las mujeres si ven porno y los hombres pueden llorar, es así como no es secreto ya. Pero por razones de patriarcado las mujeres se les ha prohibido esos elementos; elevándolos a, como todo un pecado o aquellas que al respecto se hacen las santas, llamadas por el popular "mojigatas". 

Igualmente muchas mujeres que ven o han visto lo niegan pues sienten que esto las hace unas pervertidas o en su defecto maniáticas sexuales y pues eso es mentira. Realmente el disfrute sexual no esta cerrado a una cama, a una penetración o a un orgasmo. Las fantasías, los juegos, la simple conversación son elementos mas que básicos y necesarios para una satisfactoria relación sexual. 



Pero dentro de la exploración, elementos como la pornografía se hacen notar. Claramente todo es malo cuando el abuso se da. Y la pornografía es un ejemplo. Quienes niegan del contacto físico por una pantalla o una revista, esta claro que algo no anda bien.

 Pues nunca se debe dejar ese contacto tan satisfactorio con una pareja. Pero la pornografía ahí estará. Y otra realidad. Casado, con novia, juntado, a los 13, 18, 28, 35 o 45 años los hombres (y muchas mujeres) ven pornografía y muchos casos se auto-satisfacen (la mal  llamado masturbación). Para darse cuenta que el humano es una criatura que aun es de instintos y de estos, el libido es un de los mas fuertes. 

Articulo tomado de: http://pijamasurf.com


" La relación de las mujeres con la industria para adultos es menos obvia de lo que parece a simple vista: el porno es algo que todos disfrutamos. Aquí algunos ejemplos. El mito de que las mujeres no miran porno debe desaparecer. Todas las evidencias están a la mano. 

Y mientras la cultura machista cree que el porno es algo que demerita la calidad de la mujer, las mujeres que trabajan en la industria reflejan otra perspectiva. Aquí algunos datos:

10. Las mujeres ven porno Tan simple como eso: la pornografía, específicamente en Internet, no está dirigida solamente para el público masculino. Los hábitos de consumo de porno son variados: solos, en pareja, como entretenimiento, “como inspiración”, todo internauta se ha topado alguna vez con una imagen o video donde pasa precisamente eso que estás pensando. Libros como Fifty Shades of Grey también han contribuido a que las mujeres se acerquen a esta fascinante industria. 

 9. Las mujeres no pagan por porno Según CCBill, un servicio que administra los pagos en páginas para adultos, sólo el 2% de todas las suscripciones a páginas pornográficas son realizados con tarjetas de crédito con nombre de mujer. De hecho CCBill en ocasiones presta mucha atención a este tipo de tarjetas, pues puede tratarse de algún adolescente que roba la tarjeta de crédito de su madre, o de una esposa que se encuentra fúrica de que su marido haya descargado Karate Chicks 4. 


8. El porno lleva entre nosotros más de lo que suponemos… …sólo que en otras formas. Los arqueólogos han encontrado dibujos que muestran actos sexuales en cavernas que datan del año 10 mil antes de nuestra era. La historia del arte, tanto en Oriente como Occidente está llena de ejemplos donde los artistas han mostrado gráficamente contenido sexual. 

La diferencia es solamente que estas representaciones sobre las relaciones sexuales han ido evolucionando a la par de la tecnología –por ello, lo que comenzó en un garabato con pintura y piedra hoy puede verse en full HD. 

7. Las pornstars tienen mayor autoestima que tú El estereotipo que cuenta que las pornstars femeninas provienen de una vida de abusos y que el mercado las trata como carne u objetos desechables está muy lejos de la verdad. Según el Journal of Sex Research las estrellas de tus películas favoritas tienen alta autoestima, son más espirituales y aceptan sus cuerpos mejor que otras mujeres.

 El estudio muestra además que el 67% se identifica a sí misma como bisexual, comenzaron a tener relaciones más jóvenes (entre los 15 y 17 años), han tenido más parejas sexuales que las mujeres fuera de la industria (sin incluir a sus compañeros de trabajo), disfrutaban más el sexo y se preocupaban y protegían activamente para no contraer ETS.


6. En Estados Unidos, la imagen de la típica pornstar es… Piensa en tu estrella porno favorita. ¿Es rubia, con senos gigantes? ¿Blanca, morena, asiática, con negligé o con atuendo sadomasoquista? Según un estudio hecho entre 10 mil trabajadores de la industria para adultos, la pornstar promedio es castaña, proviene de California, copa 34B y más bien bajita de estatura, y probablemente se llame Nikki Lee. El estereotipo de la rubia voluptuosa es precisamente eso, un estereotipo. 

 5. Los papeles femeninos más populares El estudio anterior también se fijó en qué tipo de papeles son más usuales en la industria. Para sorpresa de pocos, la categoría “teen” aparece en primer lugar, con unas 1,966 películas; MILF (“Mother I Like To Fuck”, la categoría de damas maduras) en segundo, con 954, mientras el tercero es, curiosamente “wife” (esposa) con 499 títulos. Curioso este último porque encarna la fantasía del sexo de cornudos, así que las narrativas en el porno tal vez no son tan intrascendentes como pensábamos (y no siempre se trata de un repartidor de pizzas con “extra salchicha”.)

 4. Lo que ellas quieren Sobre los hábitos de consumo de porno en las mujeres podríamos decir que son tan diversos como los de los hombres, pero hay algunas cosas que parecen no gustarles tanto, específicamente (para decepción de muchos) los cum shots arriba del cuello y la sobreactuación (a las mujeres parece gustarles más la naturalidad en materia de porno). 

Tampoco parecen entusiasmarse mucho si la escena no tiene una base narrativa, así como aquel que va “directo al grano”, confirmando las tres reglas de oro de las relaciones sexuales: foreplay, foreplay, foreplay. Pero queda claro que las mujeres que ven porno no buscan precisamente softcore del canal Golden: la directora de películas porno Candida Royalle se especializa en hardcore para la audiencia femenina, y vende unas 10 mil copias al mes. 

 3. Las mujeres en la industria ganan mucho más dinero Como si se tratara de una venganza contra el esquema patriarcal del trabajo, las mujeres en la industria para adultos suelen ganar entre $600 y $1,000 dólares por escena, mientras sus compañeros masculinos ganan alrededor de $150 dólares. 


2. A las mujeres les pone… todo Un estudio aparecido en 2008 en el New York Times encontró que las mujeres mostraban signos de excitación física al mostrárseles imágenes de casi cualquier cosa: masturbación, sexo heterosexual, lesbianas, macho contra macho, e incluso imágenes de archivo sobre chimpancés apareándose. 

¿Qué es precisamente aquello que no sube la temperatura en la fémina promedio? Imágenes de hombres desnudos. Pero de manera significativa, el estudio mostró también que había una marcada desconexión entre lo que pasaba en sus cuerpos y lo que pasaba en sus cerebros: a pesar de que había signos físicos de excitación, las mujeres no suelen ser conscientes de ellos…

 1. ¿Qué porno le recomendarías a tu madre? Si la pregunta te parece incómoda o simplemente inverosímil, toma en cuenta que incluso Oprah Winfrey ha incluido recomendaciones de porno en sus sitios. Lugares como SugarDVD.com o GreenCine.com tienen recomendaciones hechas para aquellas que no saben dónde empezar a buscar para entrar al fascinante mundo del porno. 

¿Nuestro consejo? Pregúntale a alguien y ayuda a romper el tabú de que las mujeres no ven porno. Sin duda será una conversación interesante". 

FRANKY "UN MISTERIO NO TAN MISTERIOSO" CYBORG

1 comentario:

Anónimo dijo...

Una mujer que se respete no debería ver algo como pornografía o por lo menos no hacerlo como un guía, igualmente un hombre no se que hace viendo a otro hombre obteniendo placer si no es el, creo que es una especia de extraña necesidad falocentrica de ver a otros hombres teniendo sexo..?.

La pornografía aun que es un medio de liberación de frustaciòn sexual, mucha de ella daña la persepcion de una verdadera relación sexual.
Es lo que llamamos un "maña".

No es educativa como algunos dicen y muchas veces engloba violencia. Las fantasías sexuales, pueden darse sin la necesidad de la pornografía.

No veo la necesidad de buscar placer mediante muchas veces películas con cortes violentos, machistas y sin ninguna enseñanza. Se que es un tipo de entretenimiento y que muchos la hemos visto, hasta por el morbo; pero en mi opinión solo es un mal necesario, pues esta sociedad así lo acepta.