lunes, 25 de junio de 2007

Un día demasiado normal

La rutina del diario vivir es realmente sofocante, hacer dos veces las mismas cosas en dos días que en teoría serian diferentes es de verdad intoxicante en el más horrible de los sentidos. Uno de verdad se marea, los sentidos se saturan de la rutina, simplemente no se puede pensar de una manera común o la que se pudiese llamar común sea lo que fuese.

Estoy realmente cansado el día de hoy, solo voy a poner este mediocre post y si no les gusta pues:



les mando a Chuck Norris.

MArco BaRRios

No hay comentarios.: