domingo, 5 de octubre de 2008

A nuestro bravo amigo Marco


El pasado viernes fuimos victimas del hampa, cuya presencia se nota cada día con mas fuerza en nuestro país. Como de costumbre fuimos a la alianza francesa y luego de una hamburguesa y papas, a la California por la habitual cerveza para cerrar la noche, antes de volver a casa. Esa noche en especial invite a una buena amiga mía, Estefania, para que nos acompañara después de su trabajo.

Fuimos al AM/PM y tuvimos la mala idea de sentarnos al frente a tomarnos la cerverza, cuando una rata se nos acerco con un revolver y nos exigió nuestras pertenecías. El muy cobarde le apunto directamente a mi amiga, quien portaba su celular y Ipod en su bolso. Yo para distraerlo, le di mi bulto y en ese momento, Marco, en un arranque de valentía se lanzo sobre el mal viviente, sin contar que otra rata estaba mirando todo y que no dudo mucho para golpear a nuestro amigo.

Yo tarde en reaccionar, sino hasta que vi al par de cobardes huyendo con mi bulto, dentro del cual estaban mi headset y mi bash del trabajo. Hideki también les dio caza, pero nos detuvimos cuando nos dispararon, no encontramos el cartucho, pero el susto les dio suficiente tiempo para huir. En ese momento nos dimos cuenta de que Hideki estaba sangrando por el golpe que había recibido, que por fortuna no fue muy grave.

Finalmente llego la policía, solo para hacer teatro, y luego de perder nuestro tiempo con ellos finalmente me resigne a la perdida de mi bulto, así como Sendo, Dash y Abraham que perdieron algún dinero en efectivo, pero por fortuna, todos estábamos bien. Y creo que eso paso en gran parte a la acción valerosa de Marco, que se atrevió a enfrentarse a un tipo armado, por lo cual estoy sumamente agradecido con nuestro amigo, que se porto como los grandes, y un poco avergonzado, acepto, por no haber hecho mas por ayudarlo y darle a ese desgraciado lo que se merecía.

En fin, no hubo muertos o heridos graves, pero si una buena historia que contar, sobre el valor de un amigo que no lo pensó para arriesgarse por nosotros. Eso se llama ser grande y a pesar de tanto vacilamos a Hideki por su estatura, la verdad ayer se comporto como un gigante.

Gracias Marco, a nombre de todos los que estuvimos ahí.

Jay

5 comentarios:

Peregrino. dijo...

holas!!

Eso de que lo asalten a uno si que es tragar grueso. La verdad es que tratar de explicarle a alguien que nunca han asalto lo que se siente, es imposible.

Pero basicamente la impotencia es el sentimiento dominante que se codea con el miedo.

No es de extrañarse o avergonzarse por no hacer nada, nos pasa a todos, en esas sircunstancias cuesta reacionar.

Este amigo de ustedes marco, la verdad que el tendra que valorar echarsele encima a un antisocial con un arma fue valentia o estupidez, pero como a mi no me toca juzgar... dire entonces que bien echo!! supongo que a veces el indigne es tal que se apodera de nuestros impulsos... pero de verdad que bien que salieron bien parados de esta y no hay nada que lamentar, ademas de bienes materiales.

lectores, eso si, piensenlo dos veces para hacer una cosa asi, lamentar un bulto es preferible a lamentar una vida.

por otro lado... debe ser sabroso darle a un HP de esos... aunque sea por un segundo, el pudo darse ese gusto...

ojala ya para hoy esten todos recuperados del susto, y del susto, porque el trauma dura un poquillo.

cuidense, y dejen de tomar en la calle lol

JAY dijo...

Gracias peregrino, mensaje captado, no mas birras en la calle, y el consejo va para nuestros lectores. No es el primer susto que nos pegamos en la california, pero el que busca el peligro lo encuentra.

La vez pasada un drogo necio casi se nos monta al taxi, y por dicha no paso a mas porque yo estaba alerta y le dije a la gente que mejor nos movieramos, maxime que estaba con una botella de vidrio a la par de sendo y en una actitud muy agresiva.

Consejo, las birras dentro de un bar o en la casa, no en la calle. No es seguro exponerse.

Hidekisama dijo...

Gracias por todo chicos. Jay no fue nada, en ese momento mi principal preocupación era que a ninguno de ustedes les pasara nada.
La verdad en esos momentos quie habla y actua es la adrenalina, uno se apaga es un expectador de lo que acontece.
La verdad nunca en mi vida me dejado asaltar, tarde o temprano cuando vea un arma de fuego de verdad habrá que ver que será lo que haga.
Conque todos esten bien es más que suficiente para mi. Apenas pueda me compro un revolver (disparar a las rodillas), es injusto que la gente que trabaja y vive una vida honesta tenga que temer de los delincuentes. Deberían ser ellos que nos teman a nosostros. Si todos atacaran cada vez que salatan a alguien verían muchs cosas cambiar.

Cucho Games dijo...

Paz Hermanos. La violencia solo engendra más violencia.

Me alegro de que todos esten bien.

Y recuerden que el var de Cucho habre las 24 horas los 365 días del año.

Abraham "Giovanni" dijo...

Bravo Marco!!!