domingo, 30 de noviembre de 2008

Temidos y Odiados; pero respetados: YAKUZA


HistoriA

Durante el período Edo, la figura del samurái era privilegiada dentro de la sociedad debido a su eficiencia militar y los servicios de seguridad que prestaban a la comunidad, a través de los daimyō señores feudales; al final del período Edo, Japón inicia su era moderna y continúa unificándose en un solo gobierno, así que muchos samuráis eran despedidos porque resultaban inútiles a los nuevos destinos de la nación y se convertían en mercenarios ambulantes conocidos como rōnin.

Estos siguieron haciendo trabajos de manera independiente para sus jefes y la alta sociedad. Al cabo del tiempo se empezaron a organizar en bandas paramilitares que protegían regiones a cambio de comida y comodidades que proporcionaban la comunidad. Poco tiempo después terminan dominando los negocios ilegales de Japón.

A finales del siglo XIX y al iniciarse el XX tenían el control de la prostitución, las apuestas, el contrabando, lavado de dinero, los espectáculos, la especulación de bienes inmobiliarios, la extorsión, y el tráfico de drogas, pornografía y armas. Además, después de la Segunda Guerra Mundial ciertas bandas de ideología ultraderechista comenzaron a operar y extorsionar dentro de grupos políticos.

Su organización se derivó de los códigos de los samuráis pero mucho más estructurados y fortalecidos; todo el clan se considera una familia donde se profesa la fidelidad absoluta a la banda, el ultranacionalismo, la obediencia al mayor rango y su estricto y brutal código de honor.

Los novatos se adoctrinan a través del sistema Senpai-Kohi en el cual se especifica los procedimientos de castigo a la deslealtad como por ejempl, la amputación de un dedo meñique para aquel miembro que cometa algún fallo grave o incurra en traición, dicha amputación sirve aún en la actualidad para reconocer a los miembros retirados o disidentes.

Los tatuajes dentro de la organización son muy importantes, revelan muchas veces el rango dentro de la organización, el clan al que se pertenece, el lema del clan, dragones de su mitología y samuráis. Empieza como un tatuaje pequeño al que se le hacen adiciones y terminan cubriendo grandes partes del cuerpo; el tatuaje es uno de los rasgos físicos más característicos de la yakuza. En la actualidad está dividido en 3.000 clanes con un total de 100.000 en todo Japón, el más importante es el denominado Yamaguchi-gumi, el cual se estima en un tamaño de 40.000 miembros activos, considerándose el hampa más grande del mundo, no sólo por el número de miembros sino también por su poder económico. Son también importantes los clanes Sumiyoshi Rengo-Kai y Inagawa-kai que en conjunto con el clan Yamaguchi-gumi mueven alrededor de 15.000 millones de dólares anuales.

"Yakuza" escrito en katakana

El término yakuza surgió a finales del siglo XIX, siendo utilizado por primera vez entre un grupo de delincuentes conocido como los bakuto, quienes se dedicaban a montar negocios de apuestas y juego ilegal. Los bakuto gustaban de un juego de las cartas hanafuda, en el que la peor mano era un ocho, un nueve y un tres: osea, "ya", "ku" y "za", en japonés. Para poder ganar la partida cuando un jugador tenía un yakuza, tenía que ser realmente hábil ya que no dependía de la suerte sino de su astucia; de ahí que la palabra yakuza terminara siendo utilizada por los criminales japoneses para designarse entre ellos. Otra etimología sugiere que al ser esta mano la peor, designaría a alguien realmente malvado.

La yakuza y la sociedad japonesa

Aunque los negocios de la yakuza sean en muchos casos criticados en Japón, no dejan de extenderse y consolidarse, cada vez es más frecuente que se comporten como una empresa legalmente constituida.

En Tokio el clan Yamaguchi-gumi ha expandido sus negocios más que todo a partir de la absorción del clan Kokusui-kai, el año pasado, un hecho que es conocido públicamente en Japón tanto como la condena de su jefe, el señor Shinoda, por posesión ilegal de armas y el conocimiento de estar dirigiendo aún la organización desde la cárcel.

La yakuza fuera de Japón

Fuera del Japón se le conocen pocos negocios. Durante los años noventa, en México, una pareja de supuestos empleadores reclutaron a jóvenes mujeres con la promesa de trabajar en Japón en el negocio del turismo.

Sin embargo al llegar a su destino se las reclutó en una red de prostitución.
Según cálculos de la Asociación de Mujeres Hispanas (con sede en Miami, EE. UU.), cerca de 3000 mujeres mexicanas se prostituyen actualmente en Japón, tras ser reclutadas por la yakuza.


Sí claro, todos sabemos lo que es la Yakuza. Hemos visto suficientes películas y animes para entender que ellos son la mafia japonesa, sujetos que visten de traje negro, lentes oscuros, que manejan Mercedes y que, cuando hacen algo malo, son castigados con la amputación del meñique. ¿No es acaso así de sencillo? Pues en realidad no lo es.

Lo sería si fuesen realmente similares a la mafia italiana, pero no lo son. En primer lugar, no están escondidos: todos saben dónde viven. ¡Algunos de los clanes tienen oficinas con el logotipo del mismo en la puerta! Están muy relacionados al gobierno, y evitan cometer crímenes abiertamente. ¡Jamás asesinarían a un miembro del gobierno, como tantas mafias o grupos terroristas! No necesitan ser todos japoneses (como sicilianos en la mafia italiana) y aceptan personas de toda cultura.

Son lo que llamaríamos una mafia sui géneris, adaptada perfectamente al mundo japonés...Sus orígenes, se dice, datan de comienzos del siglo XVII, cuando el país fue reunificado bajo el Shogunato Tokugawa, lo que dejó a miles de samurai sin trabajo.

Algunos de ellos se dedicaron al pillaje, lo que originó que grupos de pobladores se juntasen (en comités de autodefensa... ¡je!) y aprendiesen artes marciales para protejerse. Estos grupos, los de los samurai dedicados al pillaje y los de los pobladores, fueron conocidos como los kabuki-mono y los machi-yakko, los locos y los servidores del pueblo.

Fast forward al siglo XVIII y veremos que los kabuki-mono y los machi-yakko se han diluído y mezclado convirtiéndose en dos grupos de autodefensa, el primero llamado Tekiya dedicado a la protección de comerciantes y ambulantes, y el segundo llamado Bakuto dedicado al manejo y protección de los negocios juegos y apuestas. La estructura jerárquica y reglas básicas de la Yakuza actual son herencia de la de la Tekiya, pero el kernel o corazón de la criminalidad -así como el gusto japonés por las apuestas- lo son del Bakuto.

Digamos que ambos son los padres directos de la Yakuza.Por cierto, el nombre de Yakuza proviene de un juego de cartas llamado Hanafuda, en el que el valor de la mano es equivalente al último dígito de la suma de las tres cartas que se tienen consigo. Una combinación perdedora es 8, 9, 3, ya que, siendo la suma 20, el valor de la mano es cero.

Esta combinación se lee en japonés ya-ku-za, y fue adoptada por los miembros de esta organización ya que ellos se sienten parias de la sociedad, personas que han sido rechazados de la misma, elementos "sin valor"...Hacia finales del siglo XIX llegó la modernidad a Japón de manos de la Restauración Meiji, y con ella los clanes Yakuza no quisieron quedarse atrás. Comenzaron a interesarse en el negocio de la construcción, en los puertos y en el transporte.

Dejaron de lado -temporalmente- los juegos de azar, y se concentraron en los negocios. Coquetearon con la política y se aliaron con miembros del gobierno, apoyándolos con el fin de obtener ciertas prebendas. El clan Genyosha, por ejemplo, fue requerido por el Primer Ministro japonés para realizar una acción encubierta en Corea. Los Genyosha se infiltraron en el palacio real coreano y asesinaron a la reina precipitando, en parte, la invasión japonesa a ese país.La ocupación norteamericana en Japón después de la Segunda Guerra Mundial, no hizo sino proporcionarles un nuevo medio para ganar dinero: el mercado negro de alimentos.

Durante estos años los miembros de la Yakuza adquirieron la costumbre de vestirse "como las mafias norteamericanas" que se veían por televisión: ternos negros, lentes negros, grandes autos del mismo color. Entre los años 1958 y 1963, los miembros de la Yakuza aumentaron en un 150% llegando a tener 184,000 integrantes, ¡más que el propio ejército nipón! Actualmente, sin embargo, ese número ha decrecido a no más de 90,000 miembros.

Luego de más de 300 años, la Yakuza sigue existiendo y es parte integrante de la comunidad japonesa. Han diversificado sus negocios, se han organizado en 25 grandes clanes o sindicatos y generan entre 45,000 y 80,000 millones de dólares anuales, casi tanto como Costa Rica y Panama juntos.

Y en todo este tiempo han procurado no faltar a su parte del contrato tácito con la sociedad: no afectar directamente al ciudadano común y corriente.El futuro, sin embargo, no se les presenta tan brillante. Japón publicó en el año 1991 la "Ley contra actividades criminales" y creó en 1998 la Agencia Supervisora Financiera, hechos que restringirán o harán más difíciles -al menos en el papel- sus actividades. Los clanes están tratando de adecuarse a los nuevos tiempos y están oficializando sus actividades fachada. El letrero que orgulloso anunciaba a los visitantes que estaban ingresando al cuartel principal de Yamaguchi-gumi, el más grande clan Yakuza, ha sido cambiado por uno que te da la bienvenida a la Corporación Yamaki.

La placa en la puerta de las oficinas de Inagawa-kai reza ahora Industrias Inagawa. Uno de los clanes tomó el nombre de una organización religiosa, la Iglesia de la Paz y la Moral, y nombró a su jefe como el sacerdote supremo.Pero, como mencionábamos, el futuro se les anuncia difícil. En palabras de Kakuji Inagawa, jefe del clan Inagawa-kai (ahora Industrias Inagawa), "...al final, la Yakuza terminará pareciéndose a la mafia americana. Habrá una sóla organización pues los grandes tomarán el control de los más pequeños. Ya se nota el cambio a una organización con estructura corporativa. Pero entonces la mafia comenzará a matar por dinero.
Fuente Consultada>WIKIPEDIA

Abraham "Geovanni" Notto...

2 comentarios:

Grisáceo Cascarudo dijo...

Hola, somos del grupo Smx[Fama Gris], me contacte con ustedes mediante su correo , en cuanto al asunto pendiente del BlogRoll, quisiera saber si me pueden contestar el mail, que les reenvié. Eso sería todo Saludos.

Abraham "Giovanni" dijo...

hombre tenes que hablar con el Guardian Sendoshi.. el te dara toda la informacion que ocupes...