miércoles, 14 de mayo de 2014

Paul McCartney en Costa Rica



Saludos amig@s del Templo.

Me disculpo por haberme tomado tanto tiempo para subir esta breve reseña... pero no había encontrado el momento o el valor para escribir sobre el Concierto del Pasado 1 de Mayo. En primer lugar,  a pesar de que he leído y visto mucho sobre los 4 Grandes, no me siento un experto sobre ellos y luego es la experiencia fue tan impresionante y se ha escrito tanto sobre ella, que me ha costado acomodar las ideas, especialmente en los dias posteriores al concierto.


 Así que ahora, en frió, me gustaria repasar con ustedes lo que vivi  desde que se anuncio hasta que llego el momento de poder ver a Sir Paul en el Estadio Nacional.


Antecedentes y Anuncio del Concierto.

El pasado 9 de Febrero se cumplieron 50 años de la primera presentación de The Beatles en el Show de Ed Sullivan, evento que fue visto por 73 millones de personas y es considerado con el detonante de la Beatlemania en los Estados Unidos y de convertir al grupo en un fenómeno global.

Para conmemorar tal evento, CBS transmitió el especial "The Night That Changed America: A Grammy Salute to The Beatles" en donde se repaso lo que sucedió ese día mediante entrevistas a varios de los involucrados y se concluyo con un especial donde varios artistas tocaron sus canciones favoritas de los 4 Grandes, hasta el cierre en donde los dos miembros sobrevivientes del grupo, Paul McCartney y Richard "Ringo"Starsky se reunión para agradecer esta dedicación.

El programa fue espectacular y pude disfrutarlo con mi padre, quien también es seguidor del grupo desde que empezaron a sonar en mi país en los 60's. Comentamos lo increíble que seria algún día poder ver a Paul McCartney en vivo y de es una lastima que entre los grupos y artistas que han traído al país, nadie hubiera pensando en sir Paul.

Y como si alguien nos hubiera escuchado... milagrosamente el 13 de Marzo, se anuncio en la prensa nacional que Paul McCartney iba a visitar el pais por primera vez como parte de su gira  mundial Out There! y que luego de tocar en Uruguay, Chile, Peru y Ecuador... los costarricenses podríamos ver a un Beatle en vivo por primera vez.





Controversia sobre los precios.

Decidido a no perderme este evento, como me había perdido el concierto de Pearl Jam, empece a hacer planes para comprar la entrada. Los precios del concierto hechos públicos por la prensa causaron polémica y varias criticas en las redes sociales:  ¢345.000 (platinum square), ¢285.000 (oro), ¢240.000 (plata), ¢170.000 (gradería baja, este y oeste), ¢120.000 (gradería alta, este y oeste), ¢55.000 (gradería sur baja), ¢40.000 (gradería sur alta) y ¢30.000 (gramilla de pie).

Mucha gente decía que eran abusivos e incluso muchos se dejaron decir que Sir Paul era un artista acabado que estaba tratando de revivir sus 15 minutos de fama y que no valia gastar tanta plata para ver a un viejito de mas de 70 años. Otros se dejaron decir que eran una ofensa para al gente pobre y que solo los ricos iban a poder ver al músico e incluso demandaron que sir Paul declarara impuestos sobre lo que cobrara por el espectáculo. La cantidad de críticos y quejas sobre el concierto me molesto mucho, incluso cuando venían de gente que conozco.  Nunca había visto algo asi cuando algún otro artista se había presentado en el pais. Ni siquiera el concierto de Lady Gaga fue blanco de tanta critica.

Al final decidí ignorar el mal ambiente  y luego de analizar un poco que era lo que me convenía mas, fui  por la mas barata, en 33.000 colones (Unos $65). Me hubiera encantado conocer personalmente a Sir Paul e impresionar a propios y ajenos con una foto y un autógrafo del Ex Beatle, pero a diferencia de los críticos del concierto, yo soy consiente de mis limitaciones y lo que me interesaba a fin de cuentas era disfrutar el espectáculo. La compra fue mas fácil de lo que pense, al hacerla un mes antes del concierto... ni siquiera hice fila en el Wallmart de Heredia.



El Concierto

Luego de una espera de 1 mes, por fin llego el día. Debo confesar en que algún momento pensé que el concierto podría fracasar debido a todas las criticas. Igualmente me desmotivo mucho el hecho de tener que ir solo al concierto, porque la mayoría de mis amigos no mostró interés y mi padre se negó a que yo lo invitara.

Sin embargo seguí decidido a no perderme este evento. The Beatles y Paul McCartney han sido parte importante de mi vida... marcaron mi infancia, mi juventud y me ayudaron a definir parte de mi carácter y mi forma de pensar. Este no era un concierto mas y Paul McCartney no era otro artista mas, era un evento histórico y en lo personal, un meta de vida que por fin estaba al alcance. Era algo que me debía a mi mismo... un momento que tenia que vivir.

Así que cambie el horario en mi trabajo y luego de volver a Heredia a cambiarme y a recoger la cámara... tome un autobús y llegue a la Sabana a las 6:00pm ,  apenas 1 hora y media antes del concierto, programado para empezar a las 7:30pm. Empece a buscar la fila que me tocaba para entrar al estadio. Por un momento crei que iba a entrar directamente al estadio y que tendria que ver como matar el tiempo mientras empezaba el espectaculo. Sin embargo para mi sorpresa la fila era mas larga de lo que esperaba... empece a caminar y caminar hasta ver que era practicamente mas de 1 kilometro.

Tome mi lugar y empece  a  compartir con la otra gente mientras esperaba, hablando de The Beatles y otros musicos, y escuchando sus historias sobre otros conciertos a los que habian ido. Ver a tanta gente me subio el animo, aunque tambien me preocupo el hecho de entrar tarde o de quedar en medio de un mar de gente y no poder disfrutar bien el concierto. La gente que me acompañaba compartia la misma preocupacion, ya que la fila se iba haciendo cada vez mas grande, hasta casi darle vuelta a la Sabana (el parque urbano más grande de San Jose). Puedo calcular que vi unas 6 o 7 mil personas haciendo fila y esta casi no avanzaba. Llegaban las 7:30 y todavia estabamos fuera del Estadio.

Por fortuna, la seguridad logro acomodarse y el movimiento de la fila se hizo mas fluido, y pudimos ingresar al estadio a eso de los 8:05 pm. Recuerdo que luego de mostrar la entrada se escucho un ruido y sali corriendo, pensando que el concierto habia empezado. Falsa alarma... y para mi fortuna la gramilla todavia tenia mucho espacio y pude encontrar un lugar comodo para ver el concierto, con suficiente espacio para moverme libremente. Incluso tenia un puesto de comida en frente.



A las 8:15pm se encendieron las luces del escenario... todas las almas dentro del estadio nos unimos en un grito cuando empezaron a sonar los acordes de Eight Days a Week y vimos a Sir Paul McCartney en el escenario (o en las pantallas de Alta Definición a ambos costados). Luego de eso empezó el viaje por toda la carrera de esta leyenda de la música.

Fueron casi 3 horas de concierto... puedo hablarles de muchos de los momentos que mas recuerdo:
  • Cuando sir Paul empezo a hablar en español y dijo que ya era hora de visitar Costa Rica y que nos agradecia por haber esperado. 
  • Cuando un abejon se poso en el brazo de Sir Paul... estamos en mayo y estos insectos aparecen por todo lado. Sir Paul amablemente le dijo al bicho... Go away (o Fly away). Muchos comentaron lo simbolico del asunto, ya que Abejon se traduce como Beetle, muy similar a Beatle.  
  • Antes de tocar Paper Backwriter, nos conto a los presentes que la iba a tocar usando la misma guitarra que uso en los 60's para componerla. 
  • El escuchar en vivo los acordes iniciales de  grandes clasicos como All My Loving,  The Long and Winding Road, Blackbird, Lady Madonna...
  • Cuando le dedico Maybe I Amazed a su difunta esposa Linda Eastman McCartney. Esta es una de mis canciones favoritas de Paul.
  • Cuando canto Here Today dedicada a John Lennon y luego su arreglo para Something, que dedico al otro Beatle fallecido, George Harrison.
  • Confieso que no llegue familiarizado con las canciones de su reciente album "New", pero me encanto su interpretacion en vivo de Queenie Eye.
  • Cantar y bailar Ob-La-Di, Ob-La-Da, otra cancion de los Beatles.
  • El espectacular montaje de Back in the U.S.S.R.
  • Llorar con Let it Be... especialmente cuando descubri en el especial de la CBS que cuando Paul escribio sobre Mother Mary, no se referia a la virgen María, sino a su propia madre, Mary McCartney, quien murio cuando el tenia 14 años.
  • El increible espectaculo de juegos artificiales, luces y sonido que nos dieron con Live and Let Die... uno de los momentos mas impresionantes de la noche.
  • Cantar con otras 30 mil almas Hey Jude, guiados por Paul. Una tradicion en los conciertos del ex Beatle.
  • Ver como la gente le pedia otra cancion. Paul nos regalo dos encores memorables y dijo que Costa Rica tenia uno de los mejores publicos que habian visto.  Me encanto cuando improviso una cancion usando el Oe oe oe oe de la multitud... un cantico muy comun durante los partidos de fubol de la Seleccion Nacional de Futbol.
  • Escuchar en vivo Yesterday... cancion con la que nos desmostro que no se dejo nada por fuera en este concierto. Maravillosa.
  • Rockear con Helter Skelter... en un arreglo impresionante... imposible no hacer un Head Banging.
  • El final, con el juego de polvora, los papelitos de colores luego que tocaran The End.
Si quieren repasar  todo el playlist del concierto, pueden hacerlo en: 


Aqui les dejo un video de Live and Let Die:


El regreso a casa

Luego de casi 3 horas alucinantes del que para muchos es el mejor concierto de sus vidas,  salí del estadio comentando con las personas que me acompañaron durante el concierto lo que nos había parecido. Luego de despedirme de ellos, no pude evitar la tentación de llevarme un souvenir y comprar una camiseta de la gira... 

En realidad creo que este concierto es uno de los momentos mas especiales que he tenido en mi vida. El ver a una leyenda de la música tan cerca y escucharlo en vivo es un privilegio que compartir con miles de costarricenses. Una noche mágica en donde varias generaciones diferentes... familias enteras,  disfrutaron juntas y se unieron. En realidad creo que solamente Paul McCartney tiene la capacidad de lograr emocionar desde niños hasta ancianos con su música. 

Por un momento me sentí en un país del primer mundo... disfrutando de un concierto calidad AAA. Todo fue perfecto, hasta el clima se presto para que todos pudiéramos disfrutar, ya que por fortuna no llovió y la noche fue clara y fresca. 

Fue una lastima que mucha gente se perdiera esta oportunidad... tal vez por mala información, ya que el concierto no fue para nada caro ($65 NO ESTÁN PEGADOS DEL TECHO PARA EL TRABAJADOR PROMEDIO DE ESTE PAÍS) o por ignorancia... ya que si algo nos impresiono a los asistentes, incluso a lo que hemos visto en video otras presentaciones de Paul McCartney, es la energía y el carisma que este hombre tiene a sus 72 años. En serio, en el escenario Paul se ve 40 años mas joven y da un espectaculo de mucho mayor calidad que muchos artistas mas jovenes. 

Ojala que Sir Paul regrese algun día... y si usted tiene la oportunidad de verlo en vivo... hágase un favor y no la pierda.



Saludos

Jay "Gracias por todo Sir Paul"

No hay comentarios.: